El ministerio de evangelismo trabaja con la finalidad de ganar almas para Cristo, mostrar a Cristo es nuestra mayor urgencia. En evangelismo nos dedicamos a la visitación cuya actividad consiste en llegar hasta los hermanos que no están asistiendo fielmente a la iglesia y así animarlos en fe. También a los que están enfermos para orar por ellos y a los presos y así ver de qué manera podríamos ser de bendición para ellos. Este ministerio también se lleva a cabo a través de la vía telefónica, email y otros medios electrónicos, para recordar a las personas que nos interesamos por ellos.

Propósitos

La meta es cumplir con la comisión que nos dejó nuestro Señor Jesucristo de hacer discípulos e ir a todo el mundo. Cumplimos este mandato por medio de la visitación y el estudio de la Palabra con diferentes hermanos, amigos y relacionados con la iglesia. Además, damos un seguimiento a las personas o familias que recientemente han estado visitando nuestra.

“Después de algunos días, Pablo dijo a Bernabé: Volvamos a visitar a los hermanos en todas las ciudades en que hemos anunciado la Palabra del Señor, para ver cómo están.” Hechos 15:36

En evangelismo tenemos como propósito también: Es salvar al creyente y no creyente, llevarlo al conocimiento de nuestro Dios, de manera que la experiencia de ser un promotor del evangelio, reporta una gran remuneración espiritual. Cosas maravillosas suceden en evangelismo.

En evangelismo coordinamos los Grupo de Poder y Salvación (GPS).

¿Qué son estos grupos?

1. Los Grupos de Poder y Salvación son el seguro plan de Dios para mejorar nuestra vida espiritual y avanzar dando a conocer el evangelio a nuestros vecinos, amigos y familiares.
2. Allí descubrimos cual es el lugar que nos toca en el cuerpo de Cristo, nuestros dones y áreas de trabajo.
3. Son reuniones Caseras, grupos celulares, grupos de oración, grupos de vida, grupos de poder con la visión de que crezcan y se multipliquen. Cada grupo tiene un líder y un ayudante encargados del buen funcionamiento de los mismos. Dando lo mejor, conciso, compacto y directo en reuniones de una hora.

4. Nuestra prioridad es evangelizar, hacer buenas obras y ayudar a los demás. Buscar la santidad en todas las áreas y aspectos de nuestras vidas, porque un sermón nuestro predica por un momento, pero nuestra vida predica todo el tiempo.

Los grupos de poder y salvación son lugares donde se recibe y se da el amor de Dios, en una atmósfera familiar. Dios es amor. Un grupo celular que logre entregar amor a sus integrantes puede contagiar a toda la comunidad de la iglesia. En este sentido, la comunión que se vive en los grupos de salvación es la fuerza motriz para establecer una iglesia firme.

Los grupos de poder y salvación son pequeñas iglesias con autoridad ministerial.

Un pastor solo no puede realizar todas las tareas ministeriales como la de predicar, evangelizar, aconsejar, visitar hogares, etc., sino que necesita colaboradores a quienes pueda confiarles la obra. Por tanto, para lograr una iglesia en crecimiento, el pastor principal delega a cada miembro del cuerpo ministerial como líder de cada Grupo de Poder y Salvación.

Además los Martes, Jueves y Viernes te puedes reunir en uno de los Grupos de Conexión para continuar con el estudio de la Palabra de Dios. Revisa los horarios y direcciones.